Ipads y aviones, ¿buena combinación?

Actualmente en el sector aeronáutico se están empezando a hacer algunos cambios importantes para optimizar los vuelos y todo lo que gira alrededor de estos. Concretamente en este artículo nos centramos en la actualización que se está haciendo en las aerolíneas respecto al uso del papel.

En cada vuelo se llevan muchos kilogramos de peso en documentación (en papel) para garantizar que los pilotos tienen toda la información necesaria. Esto en cada vuelo consume combustible extra que no se consumiría de no volar con dichos papeles encima. Imaginaos pues, que esa aerolínea opera miles de vuelos al año… Estamos hablando de hasta millones de euros perdidos sólo por llevar algunos “kg” extra en documentación.

Del papel al Ipad

Por los motivos expuestos anteriormente, algunas aerolíneas como American Airlines están empezando a usar tablets, concretamente Ipads debido a que Apple se ha posicionado muy bien en este sector. Con estos Ipads consigues llevar la misma o más información ocupando menos espacios, teniéndola más fácilemente organizada y además pesando mucho menos por lo que se ahorra dinero.

¿Y si falla?

Pues en ese caso, Populetic tiene mucho trabajo. Por ejemplo el 28 de abril, American Airlines sufrió un contratiempo con estos aparatos electrónicos, los cuales se pusieron de acuerdo para no funcionar. Los pilotos no podían acceder a información como la velocidad de despegue y el plan de vuelo, por lo que debieron retrasar e incluso cancelar vuelos.

En este caso en particular, y según relatan los pilotos las pantallas de los Ipads quedaron en negro. Lo más curioso de todo este embrollo fue que no sólo sucedió en un vuelo, sino que sucedió en distintos aeropuertos como los de  Austin, Dallas, Nueva York o Chicago.

¿Cuál fue el fallo?

Un error del software que se encarga de almacenar y gestionar los datos necesarios que los pilotos usan durante el despegue y para ponerse en contacto con el personal de tierra.

Por si a alguien le interesa, la compañía que desarrolla dicho software es una rama de Boeing Digital Aviation llamada Jeppesen.

A grandes problemas, grandes soluciones… ¿o no?

Está claro que este inconveniente es un gran problema para todas las partes afectadas. La compañía programadora pierde credibilidad y fiabilidad en su programa. American Airlines consigue enfadar a clientes y perder ciertos clientes para próximas veces, sin contar el daño económico de las indemnizaciones a pagar. Y los pasajeros llegaron tarde a sus reuniones, vacaciones o cualquier otro lugar, por lo que es algo que no se debe tomar a la ligera.

Lo más curioso es que parecía que no tenían mucha idea de que hacer.  Según la compañía en algunos casos para solventar el problema el avión tuvo que volver a una zona en la que el iPad se “pudiera conectar a una red WiFi” y en otros lo único que se pudo hacer fue pedir disculpas, identificar el problema y comenzar a trabajar en una solución.

Detrás de un plan A debe haber un plan B

En casi todas las empresas (no nos atrevemos a decir todas) y sobre todo cuando se inicia un proyecto crítico y que de darse un fallo puede dejar en evidencia toda la actividad de la compañía, detrás de dicho proyecto hay vías de escape para minimizar el impacto de que este proyecto falle.

Por esto desde Populetic nos hacemos algunas preguntas: ¿no hay manera de tener una copia de seguridad a bordo para restaurar los Ipads? ¿Y si en vez de en tierra falla en el aire que hubiesen hecho?

 

Fuente: Expansión, Populetic

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *